Celos patológicos

Los celos patológicos pueden aparecen en personas que han vivido una infidelidad en el pasado, sin embargo, también pueden darse en personas que no la hayan vivido. Sus causas pueden ser muy variadas. Sus síntomas son muy similares a los de la ansiedad y causan un horrible malestar a la persona que los padece.

Lógicamente, su pareja también sufre al sentirse vigilada y al pensar que hay una falta de confianza hacia él/ella. Los celos pueden ser bastante comunes y es difícil saber hasta qué punto es un problema (son patológicos) o es algo normal.

Conseguir controlar los celos enfermizos e, incluso, dejar de ser celoso es el objetivo de la terapia cognitivo conductual. Desde nuestro centro, trabajaremos contigo para que dejes de sentir celos hacia tu pareja y podáis retomar la relación que teníais. Trataremos tus pensamientos para que puedas afrontar las diferentes situaciones que se presentan con tu pareja hasta que consigas combartilos.

Si notas que los celos son un problema para ti o para tu pareja, no dudes en pedirnos ayuda.

 

Contacta